Parque del Conocimiento - ESPOL


En 1949, en la Universidad de Stanford, se creó el primer Parque Tecnológico del mundo: El Silicon Valley, que pronto se convirtió en un “medio altamente innovador”, propicio para el desarrollo de empresas de alta tecnología, en especial en electrónica e informática, entre ellas Hewlett-Packard.

Años después, vinculada al Instituto Tecnológico de Massachussets, surge “la carretera 128 de Boston, en cuyo desarrollo participan otras universidades de gran prestigio como la de Harvard, Boston, Massachussets. Otras experiencias similares hay en varias ciudades de Estados Unidos, como Nueva York, Chicago, Filadelfia, Carolina del Norte, Seattle, Florida, Colorado, Phoenix, San Antonio, Michigan, entre otras. Estas experiencias han tenido en común: “la sinergia universidad-investigación-industria”, capital de riesgo hacia empresas de alta tecnología y un espíritu empresarial que premia la innovación.

A lo largo de la segunda mitad del Siglo XX en USA, Canadá, Europa, Asia, América Latina, se desarrollaron varios parques tecnológicos con denominaciones diversas: Parque Científico (Reino Unido, el Aston Science Park), Tecnópolis (Japón), Ciudades de la Ciencia (Corea del Sur), Technopark (Francia, Bélgica), Ciudades del Saber (Panamá), Parque Científico-Industrial (Taiwán). Todos ellos tuvieron factores comunes:

  1. Activa participación del Estado central y local que respaldaron los proyectos de alta tecnología por diversas razones, desde las económicas hasta las de defensa;
  2. Liderazgo de las universidades con capacidad para generar nuevo conocimiento científico básico y aplicado y formar el talento humano avanzado que requieren las empresas que utilizan de manera intensiva el conocimiento científico-tecnológico; y,
  3. Una cultura empresarial proclive a la innovación y a invertir en industrias de alta tecnología.

Paralelo a los grandes conglomerados industriales de base tecnológica, hoy la UNESCO promueve la creación de Parques del Conocimiento entendidos como:

  • Un mecanismo para cultivar un entorno empresarial innovador;
  • Un espacio que se desarrolla en asociación con las universidades con capacidad para investigar, producir sinergia y transferir tecnología;
  • Un mecanismo para acelerar el surgimiento y desarrollo de pequeñas y medianas empresas de base tecnológica (incubación de empresas), las que tienen acceso a recursos, servicios, investigación;
  • Un mecanismo que promueve la rápida comercialización de la tecnología.

A fines del Siglo XX la ESPOL le propuso al Ecuador la necesidad de consensuar “un nuevo modelo de desarrollo con base en el conocimiento”, entendido en lo económico como un proceso de dos carriles: el de la economía tradicional, que debe ser potenciada desde el conocimiento, aprovechando las ventajas comparativas; y, el de la economía productora de bienes y servicios de alto valor agregado.

Este proceso tiene como contexto mundial la nueva economía en sus diversas dimensiones, pues el Ecuador requiere divisas, diversificar la producción exportable y ampliar las relaciones comerciales; reconoce la necesidad de un país unitario, diverso y solidario, donde coexisten en armonía el Estado central, las regiones autónomas, los organismos seccionales, generando sinergia hacia el desarrollo integral del Ecuador y potenciando el desarrollo local; y, se guía por los principios de unicidad, libertad de creación, complementariedad, equidad, sostenibilidad, rendición de cuentas y transparencia en procesos y resultados.

El Parque del Conocimiento PARCON-ESPOL, avanza su proceso de desarrollo cuya génesis orgánica y científica data de los años 90s con la creación y equipamiento de varios centros de investigación especializados como el de Biotecnología, Tecnología de la Información, y otros de reciente creación a los cuales ESPOL dotó de Ph.D. y de una importante -pero suficiente- infraestructura física y tecnológica, con una inversión que supera los 10 millones de dólares, sin considerar al CENAIM.

Hoy, el Parque del Conocimiento (PARCON-ESPOL) es el más importante proyecto universitario que contribuirá a modificar la estructura de la producción nacional de bienes y servicios caracterizado por ser primario exportadora; potenciar al Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación, que debe generar y transferir los conocimientos que el desarrollo integral del Ecuador demanda; y, mejorar el Sistema de Educación Superior, que debe formar el talento humano avanzado, hacer investigación significativa y articular la docencia y la investigación a las demandas reales y potenciales de la sociedad.

Los centros de investigación asociados al PARCON ESPOL están orientados hacia la búsqueda de soluciones en las siguientes líneas de investigación:

  • El Centro de Tecnologías de Información - CTI.- desarrollo de tutores inteligentes y tecnologías para el aprendizaje y la enseñanza; e-infraestructura para la mejora en las comunicaciones y la educación; inteligencias múltiples a través del uso de NTIC's para niños y jóvenes con discapacidades intelectuales y motrices moderadas; telepresencia; Sistema Experto para la mejora en la predicción de enfermedades, desastres naturales, entre otros; MCT - Tutor Cognitivo de Matemática para la Educación Primaria y Secundaria en Latino América y El Caribe, en el marco de la red RELATED asociada al Instituto Virtual LACCIR.
  • El Centro de Investigaciones Biotecnológicas - CIBE.- concentra sus investigaciones en genómica, protónica , ingeniería genética, bioprocesos y bioinformática aplicada a la producción agrícola del Ecuador de exportación y consumo interno con lo cual se diversificará la economía, se consolidará la dolarización y se garantizará la seguridad alimentaria, así como la calidad e inocuidad de los alimentos.
  • El Centro del Agua y el Desarrollo Sostenible - CADS.- esta enfocada en proponer soluciones en el conflicto del uso del agua, determinar los mecanismos y costos de obtener agua segura; evaluar económicamente los servicios ambientales del agua limpia; lograr que existan fuentes de agua renovables y sustentables para actividades agrícolas; desarrollar un programa integrado de manejo del riesgo de erosión en las playas del Ecuador a través de un sistema de captura de información e involucramiento ciudadano.
  • El Centro de Nanotecnología - CIDNA.- encauza el esfuerzo científico-técnico en la mejora de las propiedades de materiales (plástico, cemento); mejora de la productividad agrícola, tratamiento y remediación de agua; procesamiento y almacenamiento de alimentos; polución y remediación del aire; almacenamiento producción y conversión de energía; diseño y manufactura de nuevos materiales estructurales modificados a nanoescala; diagnóstico de enfermedades; control y detección de plagas.
  • El Centro de Energías Renovables y Alternativas - CERA.- trabaja en la utilización y optimización de energía solar y eólica, generación de hidrógeno para uso en vehículos y otros proyectos que contribuyen a modificar la matriz energética nacional con la introducción de energías renovables.
  • El Centro de Investigación, Desarrollo e Innovación de Sistemas Computacionales - CIDIS.- está enfocado en desarrollar productos y servicios basados en integración de sistemas de hardware y software, al desarrollo de prototipos y proponer soluciones innovadoras para el desarrollo tecnológico del sector industrial así como de la sociedad en general.